De promoción y logos.

Ayer, reunido con mi productor, me comunicó que, a lo largo de esta semana, se dará forma al logotipo definitivo de la película.
A mí eso de los logos, las camisetas y demás, siempre me ha gustado mucho. Hoy mismo, sin ir más lejos, llevo una del XX Aniversario de «Amanece que no es poco», del maestro Cuerda.

Entretenida e interesante la conversación que mantuvimos ayer tarde sobre el reparto, posibles nuevas incorporaciones y la importancia de un buen casting para el éxito de un proyecto. Y es que, una de las cosas que más me apasionan de «El testamento», es la posibilidad que me brinda de estar presente en todos los procesos de la pre-producción. En cuanto tenga el logo, lo publico.

Hoy es 1 de Septiembre, cumple años mi amada madre y comienzo la cuenta atrás de cinco meses para el inicio del rodaje.

Amo a los actores, me hacen sentirme en contacto con otro mundo. Son niños grandes, con ellos consigo retroceder a esa época, ya pretérita, en la que creía que todos los sueños podían hacerse realidad. Y, tal vez, no sea del todo falso.
Anoche, charlando con la actriz Violeta Cela, me invadió una sensación extraña: Sin duda, este es el mayor de los proyectos que he afrontado y, sin embargo, siento una tranquilidad inconmesurable.
¿La razón? Pienso que es clara: nunca será más complicado que rodar «Uno de vosotros me traicionará», con presupuesto cero, vestuario de época y una inocencia a prueba de bombas.

Fotograma del largometraje independiente, "Uno de vosotros me traicionará"

Fotograma del largometraje independiente, «Uno de vosotros me traicionará».

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.