De descargas y demás.

Como todos sabéis, la polémica Ley Sinde ha fracasado en el Congreso.
Reconozco que, por una parte se trata de una triste noticia para la industria del entretenimiento.
Pero hombre, por otra está muy bien y algo en positivo se saca de todo esto: Si antes éramos el quinto país del mundo con mayor número de ladrones de contenidos audiovisuales, sólo por debajo de China, Rusia, Canadá y México, ahora confío en que esta situación sufra un cambio y en poco tiempo nos tratemos de tú a tú con chinos y mexicanos.

Compartir está genial, ¿quién lo duda?, el problema es cuando compartes algo que no es de tu propiedad.
Vamos, algo que has robado directamente.

Volviendo a los puntos positivos de esta cobardía perpetrada por nuestros políticos, la noticia me llena de esperanza.
Confío en que, entre todos, consigamos dinamitar esos estúpidos artículos 237 a 242 ley del código penal español que penalizan el robo de bienes muebles. Después de todo, ver una película no es vital pero comer sí, y, joder, el jamón de bellota no puede ser para las élites.
¡Que le pague el yate al jamonero su puta madre!

Parásitos.

Parásitos.

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.